::: Discipulomisionero:::
Documento sin título
Buscar      
Ingreso de Usuarios
Email :
Clave :
SI NO ESTAS REGISTRADO
HAZLO AQUI




Nuestro sitio recomienda un libro maravilloso


Bookmark and Share


Los cristianos de nuestro tiempo hemos vivido de todo:el asfixiante anuncio del fin del mundo, las profecías mayas de exterminio masivo, la renuncia de un Papa a su sillón petrino, el rayo cayendo sobre la Basílica de San Pedro y la inusitada elección de un cardenal latino para ser el hermano mayor de la Iglesia. Vivimos tiempos especiales, histórica y eclesialmente especiales. Pero por sobre todo experimentamos la presencia del Espíritu de Dios en medio de los tantos temporales que están zarandeando la frágil barca de la Iglesia.




¿Qué Iglesia quiere el Espíritu de Dios para el mundo de hoy ?

¿Qué observa el Papa Francisco al mirar a su Iglesia derruida y descuida?

¿No escuchará el mismo llamado del otro Francisco: Francisco repara mi Iglesia que se está cayendo en ruinas?

En sus primeras palabras el Papa Francisco nos ha dado pistas: debemos caminar, construir, confesar. Nos ha llamado al movimiento, al peregrinaje, al camino, a la misión.  El movimiento va construyendo la Iglesia, y en el movimiento se va confesando. Caminar, construir, confesar…

Nos ha dicho que es necesario volver a lo esencial: podremos hacer los mejores planes, caminar por sobre serpientes y pantanos, construir las mejores catedrales … pero si no confesamos a Jesucristo, nada, nada sirve.

Ponemos en sus manos este texto llenos de esperanza de que sea un instrumento para usted como lector, pero también para nuestras comunidades cristianas que puedan encontrar en esta páginas alimento, reflexión, discusión, análisis, discernimiento, discrepancias, crecimiento … nos hace bien.

 

Winston H. Elphick D.

Fundación Iglesia Educa

Programa Decamino Editores



   



 


Autor: Decamino Editores, Agosto 2013


SE PUEDE usar este material con toda libertad, citando la fuente.




www.discipulomisionero.com | Todos lo derechos reservados